viernes, 31 de agosto de 2018

POETAS GUERREROS

Siempre me han evocado estas palabras a quienes tanto brío dieron a la pluma como a la espada.


Gran parte de nuestros soldados de los siglos XV al XVII dejaron muestras de sus inquietudes para contar hechos militares o curiosidades de aquella época. Hubo genios como Cervantes, Calderon o Lope de Vega que participaron en hechos militares. Cervantes en Lepanto, Calderon en la Guerra de los 30 años o Lope en la toma de Portugal. No...Quevedo no fue militar y no...tampoco ningún espadachín consagrado. Su "mala hostia" se quedaba en sus versos que no fue poco. Recordar que las novelas son novelas no libros de historia. Hubo otros como Garcilaso de la Vega que entre verso y verso también daba estocada y estocada dejando la vida en las guerras contra Francia mientras tomaba la Torre de Le Muy. También militares de graduación como el Maestre de Campo Francisco de Saldaña dejaron muestras de sus inquietudes como poetas. 

Era normal en aquella época que todos intentasen con peor o mejor acierto dejar versos para la posteridad ya fuesen alabando a otros o menospreciandolos, para criticar políticas de la época, para ensalzar hechos, para satirizar o como comedia. Era normal la aparición de versos sin firma para insultar, denunciar o humillar a este o aquel...se lo pasaban bien por los mentideros por entonces. No solo de versos vivió la inquietud escritora de aquellos hombres. La necesidad de dejar constancia de aquel mundo y lo que vieron y vivieron permite hoy disfrutar de crónicas como la Bernal Diaz del Castillo y su Verdadera Conquista de la Nueva España o los Comentarios Reales del Inca Garcilaso que también fue militar en las Alpujarras entre miles y miles mas. 

También las autobiografias que también tenían como uso el dejar constancia de los hechos de cada uno personales que podían servir para pedir un mando en un Tercio, un aval para entrar a servicio de alguien, etc una hoja de servicios para la época. Famosa es la de Alonso de Contreras por ejemplo. No son los manuales o comentarios técnicos de la guerra algo ajeno. Cristobal Lechuga con su Discurso de la Artillería o Teórica y práctica de la Guerra del gran Bernardino de Mendoza que dejaría otras obras como Comentario de lo sucedido en los Países Bajos desde el año 1567 hasta el de 1577. Nada mal para el manchego que fue maestre de campo, embajador y creador de nuestra primera red de espías. 

  1. Este solo ha sido un pequeño post porque sería imposible hablar de la cantidad de escritores de distinto tipo que dieron aquellos siglos y la intención del mismo es dejar evidente que prácticamente todos dejaron en su estilo huella escrita. Unos llenaron teatros, otros fueron obras de estudio por toda Europa, algunos solo ocuparon sitio en viejos muebles y hoy son joyas para el estudio de la época y los hay que llenaron durante siglos las cabezas de muchas generaciones de sueños con sus novelas. Y la pena es todas las que se habrán perdido por el camino. Hoy en día sería impensable este afán literario dentro de la vida campestre aunque sigue habiendo muestras de militares actuales con gran habilidad con la pluma haciendo honor a aquellos hombres.


Yaron Otero Cima




No hay comentarios:

Publicar un comentario